Porsche 911 50 Aniversario (IV) 1993 – 1997. La generación 993


El para muchos mejor Porsche 911 de todos los tiempos y el último que exhibía todos los rasgos característicos del modelo de Stuttgart desde su génesis, motor colgado por detrás del eje trasero, diseño casi impertérrito desde su génesis (en esta edición del lápiz del británico Toni Hatter), modelos RS, Carrera y Turbo, motores bóxer y dentro de éstos, los refrigerados por aire.

Porsche 911 Turbo 993

Porsche 911 Turbo 993

Como bien reconoce la marca, ya en varios eventos oficiales lo llaman como el “amor verdadero” de muchos Porschistas, esta generación presentaba finalmente los deseos de muchos seguidores (y compradores que al final es lo que cuenta) de estos icónicos vehículos.

Empezando por la estética, para muchos (en donde me incluyo) nos encontramos ante el 911 más armonioso, cogiendo de base el 964 y del que compartía los paneles de las puertas y el techo, nos encontramos ante un frontal y una trasera mucho más integrada con unos paragolpes que recorren suavemente la carrocería y son el hogar de unos grupos ópticos delanteros de forma ovalada (primera vez que los faros no eran redondos) con tecnología elipsoidal y la posibilidad de equipar faros de Xe. Los grupos traseros eran una evolución de los del 964, redondeados y en color naranja (para la versión Carrera), y oscurecidos para las versiones más sofisticadas. Respecto al interior, no cambiaba gran cosa manteniendo la filosofía del 964 aunque aprovechándose de algunos nuevos equipos como el Climatizador automático heredado de sus primos Audi. A cambio Porsche cedió varios de sus elementos y saberhacer en uno de los modelos más excepcionales creado por la casa de los 4 aros, el Audi RS2, pero eso es otra historia que en otra ocasión os ofreceremos.

Porsche 911 GT Rampa Pegaso

Porsche 911 GT en Rampa Pegaso

Metiéndonos en harina, esta generación presentaba mejoras que, como en anteriores versiones, hacían que su comportamiento mejorará sin mermar sus cualidades deportivas, cosa que actualmente los magos de la marca, digo ingenieros, siguen realizando con maestría. Si nos paramos a enumerar dichas mejoras, quizás la más importante sea la totalmente nueva suspensión trasera multibrazo que conseguía que la tendencia al sobreviraje, no más lejos de ser eliminado, ya es algo que podremos realizar cuando lo provoquemos, vale OK, en el 75% de las veces, pero se consiguía eliminar esta tendencia, por ejemplo, cuando ahuecamos aceleración en plena curva, comportamiento peligroso que era eliminado. Como nota curiosa cabe mencionar que esta suspensión había sido creada para una hipotética berlina de 4 puertas, El proyecto 989 hubiera sido el padre, del actual Panamera, recientemente actualizado. A esta nueva suspensión, un también nuevo chasis de Aluminio, conseguía que al conducirlo, esta versión transmitiera las mismas sensaciones que la primera generación, agilidad era entonces y ahora la máxima premisa de los 911.

1994 Porche 993 Carrera

1994 Porche 993 Carrera

Otra de las novedades que todo el mundo deseaba era la caja de cambios de 6 marchas, que conseguía que nos mantuviéramos en un régimen de giro mucho más cercano a la entrega máxima de par, alrededor de las 4000 – 4300 rpm. Otras cosillas fueron en 1995 una caja de cambios de convertidor de par optimizada Tiptronic S con 5 marchas (la anterior solo contaba con 4) y con un software muy mejorado que reconocía subidas y bajadas manteniendo marchas más cortas aprovechando el freno motor y no sobrecalentando frenos, cosa harto complicada en Porsche, e incluso más en éste que disponía de mayores frenos con discos perforados y pinzas de 4 ó 6 pistones, dependiendo del modelo en particular.

Versiones para todas las necesidades y vicios

Partiendo de la base del Carrera, con el motor 6 cilindros bóxer 3,6 litros M64 con 272cv, se podía optar por la versión de dos ruedas motrices, denominado simplemente Carrera, o por las de cuatro ruedas motrices los Carrera 4. A partir de aquí, se abre un mundo de posibilidades y de sensaciones, por orden de incremento de prestaciones lo primero serían las versiones S y 4S, que presentaban el kit de carrocería de los modelos turbo, incluido el sistema de frenos caracterizado por el color rojo de las pinzas de freno y por supuesto el motor ampliado a 3,8 litros con 300cv. Al contrario de lo que se podría pensar, el ensanchamiento de vías en unos 31 mm, no suponía una ventaja en las prestaciones si no lo contrario.

Porsche 911 (993) GT2

Porsche 911 (993) GT2

Si quisiéramos un modelo más cercano a la competición, como siempre desde la primera generación, debíamos acudir a las versiones RS, donde a partir del motor M64 refrigerado por aire y 3,8 litros, la eliminación de componentes superfluos tales como climatizador automático, o incluso los tiradores de las puertas, sustituidos por unas cintas de tela, bajando el peso en más de 100 kg desde los 1370 kg del original. Otro rasgo característico era el gran alerón fijo que sustituía el alerón eléctrico retráctil de los modelos Carrera. Estuvo en producción entre 1995 y 1996.

Dejando las versiones con motores atmosféricos, las versiones sobrealimentadas cada vez toman más importancia, e incluso en esta generación se incorpora en el modelo turbo la tracción integral para crear un arma casi invencible.

Porsche 911 GT2 bodywork

Porsche 911 GT2 bodywork

Presentado en 1995, el 993 Turbo presenta el motor 3,6 litros M64 con doble sobrealimentación con sendos turbos KKK, gestionados electrónicamente, y sistemas de intercambio aire- aire que permitían que el motor alcanzara 408cv y unas prestaciones realmente destacables (0-100 km/h en 4,3 segundos y una velocidad máxima de 290 km/h). Otra de las novedades que por primera vez se veía en un modelo de serie eran sus llantas de 18” de radios huecos, que permitía reducir los pesos no suspendidos. También en esta generación aparecería otro modelo que desde el 964 todo aficionado espera el Turbo S, aparecido en 1997, presentaba un motor con 424cv, un alerón trasero de mayor longitud y las pinzas de freno decoradas en color amarillo, este modelo era capaz de alcanzar los 100 km/h en 4 segundos justos. Este modelo sería el último motor turbo con refrigeración por aire.

Y llega el LOBO, GT2.

Nacido para homologar el mínimo de unidades para competición a partir de los modelos turbo, el GT2 para entenderlo rápidamente era un RS Clubsport pero con el motor “gordo”. Del Turbo le eliminamos la tracción integral, y tenemos una relación peso/potencia realmente impresionante. Este modelo como cabría esperar era “delicado”, pero aún hoy se encuentra entre los modelos preferidos en el mundo de la competición. Desde los 408cv del modelo turbo, se llegaron a alcanzar los 450cv en los modelos de calle, que en los modelos de competición podría alcanzar hasta los 600cv (en estos modelos en la inscripción desaparecía el 2 en la trasera siendo reconocidos como “911 GT”)

Porsche 911 993 GT

Porsche 911 993 GT

A continuación os dejó un video del club de entusiastas de Porsche UK, donde fueron capaces de unir una versión de calle del 911 GT2, con una de las últimas y mejor puestas a punto versiones de competición del 993 GT. Sentarse a sus mandos, girar la llave de contacto con la mano izquierda y comenzar a escuchar ese característico ralentí irregular de los motores de refrigeración por aire para luego con el pie derecho comenzar a sentir como detrás de ti el motor comienza a sentirse cómodo. Altas velocidades, una dinámica solo al alcance de los grandes y un comportamiento que en algunas ocasiones, te desafiaba, disfrutad.

 En breve tendréis el 996, el primero de la refrigeración por agua, muchos de los puristas se tiraron de los pelos, pero nuestros amigos de Stuttgart consiguieron dar otra vez en el clavo, espero que disfrutéis leyendo tanto como yo contándolo.

Leer la 1ª parte: Porsche 911 50 Aniversario (I) 1963-1972

Leer la 2ª parte: Porsche 911 50 Aniversario (II) 1973-1989

Leer la 3ª parte: Porsche 911 50 Aniversario (III) 1988-1993. La generación 964

Leer la 5ª parte: Porsche 911 50 Aniversario (V) 1998-2005. La generación 996

Anuncios

6 pensamientos en “Porsche 911 50 Aniversario (IV) 1993 – 1997. La generación 993

  1. Muy bueno Héctor. Me alegra ver a un fan de los coches italianos horteras hablar tan bien de los Porsche. Sabiendo que te gustan, cuando me compre el mío te daré una vuelta.

    Me estoy haciendo un fijo de tu web mientras como en la oficina 😉
    Escribes muy bien (para mi sorpresa…)

    • ¡Gracias, Rubén! Le haré llegar tus felicitaciones al autor del artículo, que es el otro co-fundador de la web, Carlos 😛
      Me alegra saber que compartimos gustos con el deseado 911, aunque sigas teniendo preferencias muy extrañas en cuanto a F1 se refiere, jeje.
      ¡Un abrazo!

  2. Pingback: Porsche 911 50 Aniversario (V) 1998 – 2005. La generación 996 |

  3. Pingback: Porsche 911 50 Aniversario (III) 1988 – 1993. La generación 964 |

  4. Pingback: Porsche 911 50 Aniversario (II) 1973 – 1989 |

  5. Pingback: Porsche 911 50 Aniversario (I) 1963 – 1972 |

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s